Cuando llene la solicitud del Mercado, usted sabrá si califica para cobertura a través de Medicaid o el Programa de Seguro Médico para Niños (CHIP).

Medicaid y CHIP proporcionan cobertura gratuita o a bajo costo a millones de estadounidenses, incluyendo a personas de bajos ingresos, las familias y los niños, mujeres embarazadas, ancianos y personas incapacitadas. Ambos programas son administrados conjuntamente por los gobiernos federal y estatal, y los detalles varían entre los estados.

Su calificación para estos programas está basado en el tamaño de su hogar, su ingreso y otros factores como la edad e incapacidades. Cuando llene la solicitud, entonces sabrá si usted y su familia califican.

Usted puede solicitar e inscribirse en Medicaid o CHIP durante cualquier época del año. No hay un período de inscripción limitado, ya sea para Medicaid o CHIP. Si reúne los requisitos, su cobertura puede comenzar inmediatamente.

Medicaid

  • En todos los estados, Medicaid ofrece cuidado gratuito o a bajo costo para algunas personas de bajos ingresos, las familias y los niños, mujeres embarazadas, ancianos y personas con incapacidades

  • En algunos estados, el programa cubre todos los adultos por debajo un determinado nivel de ingresos.

Los programas Medicaid deben cumplir las directrices federales pero varían de un estado a otro. Algunos programas Medicaid pagan directamente por su atención médica. Otros utilizan compañías de seguro privadas para que provean la cobertura.

Aprenda cómo solicitar la cobertura de Medicaid.

El Programa de Seguro Médico para Niños (CHIP)

  • En todos los estados, CHIP les brinda cobertura médica a bajo costo a los niños de familias que ganan demasiado dinero como para obtener Medicaid. En algunos estados CHIP cubre también a los padres y a las embarazadas.
  • Cada estado a menudo trabaja con el programa estatal Medicaid.
  • En muchos casos, si usted califica para Medicaid, sus niños calificarán para Medicaid o CHIP.

Aprenda cómo solicitar la cobertura CHIP.

Si tiene Medicaid o CHIP, a usted lo consideran como asegurado según lo estipulado por la ley del cuidado de salud. No tiene que comprar un plan a través del Mercado de seguros. Tampoco tendrá que pagar la multa que las personas no aseguradas deben pagar.